ALCOCERO DE MOLA, UN MONUMENTO INFAME.

1Entre Burgos y Briviesca, cerca de la capital de La Bureba, un cartel indicador nos da la pista, “2 kilómetros Alcocero de Mola”Casi ochenta años, un lugar con apellido, desde aquel 3 de junio de 1937, en el que el avión del insigne general golpista, se estrellara en un cerro burgalés.

El accidente, en el que además de Emilio Mola perdieron la vida otros cuatro militares, no solo significó la desaparición del llamado Director de la trama del 18 de Julio, sino que dejó el camino libre al que habría de convertirse en “Caudillo de España” durante casi cuatro décadas.

Con la muerte anterior del General Sanjurjo, casualmente en otro accidente aéreo, Franco se postulaba como líder en solitario del Movimiento que había puesto a la República contra las cuerdas.

Mucho se ha especulado con las causas que motivaron que el bimotor en que viajaba el general acabara estrellado en un cerro cercano al puerto de la Brújula. La niebla fue la causa oficial pero la experiencia del piloto parece que contradecía aquel hecho.

2

“Restos del avión siniestrado”

La reacción de Franco cuando le dieron la noticia tampoco ayudó a eliminar los rumores que sobre la responsabilidad del dictador aparecieron desde aquel día.

Cuando la mañana del accidente, su ayudante, hecho un manojo de nervios, entró en su despacho, y muy alterado le dijo, “¡Mi General! ha ocurrido una terrible desgracia, el General Mola ha muerto en un accidente de aviación”.

Franco sin inmutarse contestó: “Qué susto me ha dado usted, creí que nos habían hundido el Canarias”.

Su frialdad y este tipo de reacciones eran de sobra conocidos,  pero en cualquier caso contribuyeron a aumentar la sombra de sospecha que siempre flotó sobre las causas del accidente.

Para ensombrecer aun más aquellos hechos, también se vertieron afirmaciones señalando como posible responsable al fallecido Capitán Chamorro, que pilotaba el avión.

Con un pasado fuera del ejército que le situaba a la cabeza de varias huelgas en conflictos de las minas de Riotinto y en los muelles de Huelva, tachándole algunos incluso de anarquista,  la idea de que hubiera dado su vida para acabar con el más despiadado de los generales golpistas, no parecía inconcebible.

3En cualquier caso, para acallar cualquier tipo de duda, a Franco le faltó tiempo para homenajear al fallecido y expresar públicamente la relación fraternal que les unía. Y así, a pesar de estar en plena contienda, sin demora, se puso a construir un fastuoso monumento funerario.

En poco más de dos meses, con el esfuerzo de prisioneros republicanos, se levantó un mausoleo en el cerro de Alcocero donde una mañana de niebla dejó su vida el hombre más cruel y con menos escrúpulos de aquel aparato militar.

Fue precursor de la política de exterminio que tanto nos impresiona cuando conocemos los hechos que se produjeron en los conflictos europeos posteriores.  En nuestro país quedaba establecida claramente en instrucciones concretas, como la firmada por Mola en Madrid el 25 de Mayo de 1936, durante la preparación del Golpe, en la que se decía:


Instrucción reservada nº 1, “Se tendrá en cuenta que la acción ha de ser extremadamente violenta para reducir lo antes posible al enemigo, que es fuerte y bien organizado. Desde luego, serán encarcelados todos los directivos de los partidos políticos, sociedades o sindicatos no afectos al Movimiento, aplicándoles castigos ejemplares a dichos individuos para estrangular los movimientos de rebeldía o huelgas”.

Una vez iniciado el golpe, el 19 de Julio afirmaba con más contundencia:

“Hay que sembrar el terror, hay que dejar la sensación de dominio eliminando sin escrúpulos vacilación a todos los que no piensen como nosotros”.

Y así se hizo, no se puede negar la espiral de violencia que se desató en los dos bandos, pero tampoco se puede negar la premedita planificación de los métodos fascistas.

4Hoy, para llegar al lugar donde desde entonces se alza la torre de 22 metros que inmortaliza el nombre del General Mola escoltado por un imponente escudo imperial español, hay que desviarse a la derecha en la entrada del pueblo, y recorrer, por un camino de tierra, que en algunos lugares todavía conserva el asfalto que un día lo cubrió, los tres kilómetros que nos llevan hacia el cerro inmortal.

Desde lejos ya se aprecia el extremo del monumento protegido por un silencioso ejército de pinos que resaltan entre la aridez que les rodea. 

5Cuando por fin llegamos al lugar, parece como si el tiempo se hubiera detenido, ascender por la inmensa escalinata que conduce a los pies de la torre, con el sonido del viento entre los árboles y acompañado por la soledad que caracteriza estas tierras resulta cuando menos inquietante.

Este es el camino que un 3 de junio de 1939, casi dos años después del accidente, recorrió el dictador acompañado por su séquito, para rendir homenaje al que le marcó el camino que le llevó a la gloria.

Aquel día en esta solitaria explanada, miles de personas se agolparon para contemplar la llegada del caudillo, bajo los sones de las bandas militares y los estruendos de las salvas de los cañones.


6

Escucharon los discursos del general López Pinto, maestro del monumento, y de un Generalísimo Franco que rodeado de su guardia mora, desde la tribuna colocada a la sombra del monolito, ensalzó la figura del General Mola recordando los grandes hechos realizados y remarcando su admiración hacia él.

8Después, el lugar fue bendecido por el arzobispo de Burgos y tras celebrar una misa en el altar que se levanta bajo los cinco arcos con los nombres de los fallecidos, junto al lugar en que fueron encontrados sus cuerpos, se colocaron cinco cruces mientras los cañones volvían a tronar, el Himno de España rompía el silencio y una escuadrilla de aviones cruzaban el cielo formando una cruz sobre sus cabezas. 

Antes de irse Franco tuvo tiempo de acercarse al lugar exacto donde apareció el cadáver de Mola y bajo la lluvia y los vítores enfervorecidos de los suyos, oró al pie de la cruz.

No cabe duda que mucho de lo que era y lo que había de ser se lo debía exactamente a aquel hombre y a aquel lugar.

9No sé si Franco volvió alguna vez por estas tierras, si alguna vez se separó de la Nacional Uno para  contemplar de nuevo este lugar, pero si hoy, casi ocho décadas después, pudiera hacerlo, seguramente se sentiría orgulloso, porque convertida su guardia mora en verdes pinos, la obra concebida para inmortalizar la memoria de su régimen sigue en pie. Y aunque parezca mentira, y seguramente en contra de la legislación española, el Águila amenazante sigue siendo la guardiana de estas tierras burgalesas.

Este invierno ha sido la segunda vez en mi vida que me he acercado a este cerro, y cuando he comparado las fotos que saqué hace cuatro años he descubierto con asombro, que lejos de hacer desaparecer estos símbolos de un pasado ignominioso, se han realizado labores  de restauración y en el lugar en el que antes se alzaba una solitaria y oxidada cruz hoy se levantan en todo su esplendor otras cuatro que escoltan la antaño solitaria del General Mola.

11

“Febrero 2014”

10

“Junio 2010”

 

Mientras, no muy lejos de aquí, en cunetas de puertos y caminos,  los muertos se revuelven en sus anónimas tumbas y sus familias siguen sufriendo en silencio.

Aquellos que critican las Leyes de Memoria Histórica, tienen tiempo de honrar a sus héroes, cuidando mausoleos infames de asesinos como Mola, que de no haber estado del bando vencedor, la historia  hubiera colocado en el lugar que les corresponde, al lado de los más destacados genocidas nazis.

Anuncios

19 comentarios en “ALCOCERO DE MOLA, UN MONUMENTO INFAME.

    • Me alegro de que te guste, este fin de semana volví a sentir la indignación de aquel día en El Alcocero, al asistir en el Monte de La Pedraja, a muy pocos Kilómetros de allí, a un acto de homenaje y de rehinumacion de parte de los cientos de personas asesinadas en aquel paraje. Es nauseabundo pensar que aquella tremenda cruz sigue erguida en honor de uno de los máximos responsables de aquella política de exterminio.
      Por cierto mi segundo apellido es Aparicio, me gustaría que leyeras una entrada posterior del blog que se titula “Aceite de Aparicio, un Aparicio en el Quijote”, esta escrita por mi tío Guillermo Aparicio y es curiosa.
      Puedes saber algo mas de el si le echas un vistazo a la ultima entrada “Que nos llevas a la carcel”.
      Un saludo.
      Luis Guillermo Magán Aparicio.

    • Genocida intolerante es usted…que todavía 8 decadas despises siga con rabies a de vencidito también…..reconózcalo por más falsas y manipuladas leyes que ustedes inventen la Historia es la que es…vencimos y venceremos…podrán destruir los monumentos que ustedes quieran pero no les dará tiempo a levantar cunetas de vencidos…VIVA FRANCO ARRIBA ESPAÑA

      • Opiniones como la suya se agradecen porque hacen que no olvidemos que este país en el que vivimos esta poblado por gentes muy diversas y nos permiten estar siempre en guardia contra la intolerancia.
        En cualquier caso como usted dice la historia está ahí y los hechos son los que son.
        Gracias por su comentario.

      • Ruben, eres patetico, tienes que saber que si los aliados, al acabar la segunda guerra mundial, hubieran cumplido su compromiso, todos esos “generales” que tu justificas, hubieran pasado por el Tribunal de Nuremberg, como asesinos traidores a su pueblo,

  1. Pingback: LA PEDRAJA 1- 11- 2014 UN GRITO CONTRA LA IMPUNIDAD | Hablemos de historia

  2. MOLA NUNCA CORRIO COMO EL COBARDE ASESINO DEL CHE GUEVARA ERA UN MILITAR Y LO DEMOSTRO EN LA GUERRA DE MARRUECO QUE HIZO EL CHE EN AFRICA CORRIO COMO UNA PROSTITUTA Y CUANDO LO AJUSTICIARON EN BOLIVIA LLORO COMO MUJER ASI SON LOS COMUNISTAS EL MEJOR COMUNISTA ES EL COMUNISTA MUERTO EL CHE LO INMORTALIZO FIDEL OTRO COBARDE QUE SE ESCONDIO EN LA S PIERNAS DEL OBISPO PEREZ SERANTE

  3. Hoy visité la catedral de Ciutadella en Menorca. Se pueden ver fotos de la destrucción del templo por trops republicanas en Agosto de 1936. Ayer visité La Mola. Hay que tratar a los muertos con respeto y a la historia con objetividad. No es bueno hablar del general Mola de la forma en que se lo describe en tu artículo. Pero me interesa mucho tu blog.

    • Gracias por el interés y por el comentario.
      Solo decirte que el objetivo de cualquier amante de la historia es conocer los hechos de nuestro pasado y en su caso intentar transmitirlos de la forma mas objetiva posible.
      Por desgracia la historia la cuentan los vivos, y por supuesto los vencedores, y por eso son pocas las veces que se respeta la memoria de los muertos sobre todo cuando fueron derrotados.
      En mi Blog siempre intento dejar un poso personal y estoy abierto a todo tipo de criticas y opiniones.
      No soy historiador y me limito a compartir aquellos pequeños detalles que se cruzan en mi camino, procurando ir siempre un poco mas allá.
      En el caso del General Mola solo te diré como burgalés, que el hecho de que algunos personajes estén muertos no les eximen de sus actos y que el respeto lo merecen tanto ellos como las personas anónimas olvidadas y enterradas en cunetas.
      Si algo hay execrable en este caso es que el inductor y redactor de unas ordenes que pusieron las bases para una represión sin precedentes hasta ese momento, siga siendo homenajeado a unos pocos Kilómetros de lugares como el monte de la Pedraja que esconde en sus entrañas el dolor de miles de victimas enterradas en el olvido.
      Nada tiene que ver ni exime por supuesto a la barbarie que lugares como los que estas visitando estos días en mi querida Menorca fueron testigos en la misma época.
      Un saludo.

    • Ignolo lo que viste, que yo sepa no hubo destrucción de templos, yo estuve “becado” por el ejercido durante año y medio (año 1961) las tropas leales al pueblo (republicanas) defendieron la isla pasando muchas penalidades, tuvieron que ser los Ingleses que mediaron la rendición, eso nunca lo perdonó aquel general golpista, su ego era ganar y exterminar, eso si luego se rehizo y fusilo bastante en los fosos de La Mola

  4. Espero que el autor de este artículo (que demuestra ser un mero opinador, pues un historiador debe limitarse a relatar hechos y no dedicarse a calificar despectivamente a sus protagonistas) escriba con la misma rabia y el mismo odio contra los miembros del desligitimado y cruel gobierno republicano del 36 y contra todos los de su bando que cruelmente asesinaron tanto antes como durante la guerra civil y que critique del mismo modo que en España aún haya calles a nombre de responsables de violaciones y asesinatos de inocentes como Azaña, Carrillo, Pasionaria, etc.
    No hay que justificar la violencia extrema ni de unos ni de otros, sin dejar de tener presente el contexto histórico y que el alzamiento se produce contra un régimen cruel y asesino regido por el crimen organizado por y desde el gobierno del frente popular, que llegó a asesinar a sangre fría al líder de la oposición, lo que fue el desencadenante final del alzamiento militar. Hay que lamentar las muertes de inocentes de ambos bandos y recordar que, sin el alzamiento, España iba camino de haber sido un país más del bloque de dictaduras comunistas cuyos pueblos lo sufrieron hasta los 90 en que cayó el muro. Si alguien visitó en los 60 70 ú 80 cualquier país de ese bloque, sabrá de lo que afortunadamente nos libramos en España.

    • Gracias por molestarse en leer y opinar sobre una entrada de mi blog pero sinceramente le diré que me importa muy poco lo que usted espere o deje de esperar de lo que yo escriba o como lo escriba.
      Comparaciones como las que hace y afirmaciones como las que expresa sobre personas e instituciones coetáneas al protagonista de mi artículo, al margen de la discutible veracidad de las mismas, no eximen de culpa al criminal que lo protagoniza.
      Y sobre todo no justifican la existencia, 80 años después de un monumento que sigue erguido en el corazón de Burgos desafiando de forma infame la memoria de sus víctimas, algunas de las cuales siguen reposando en fosas anónimas a muy pocos kilómetros del lugar donde su verdugo encontró su justo castigo.
      https://milrecuerdosdelpasado.wordpress.com/2014/11/07/la-pedraja-1-11-2014-un-grito-contra-la-impunidad/
      Y de opinador a opinador solo le diré que en sus afirmaciones intente utilizar la misma crítica para usted que intenta descalificarme a mí, porque cuando usted justifica un golpe de estado (alzamiento), una política fascista de exterminio planificado (certificada por las ordenes reservadas, firmadas por Mola personalmente) para evitar una posible dictadura comunista se aleja de cualquier viso de objetividad y se sumerge de lleno en la historiografía sectaria y partidista que caracteriza a los regímenes totalitarios como el que se instauro en nuestro país tras el triunfo del “ glorioso alzamiento nacional” que ahogó en sangre nuestra patria y nos sumergió en cuarenta años de un régimen oscurantista, cruel y asesino.

    • Sr. Man, lo de “DESLIGITIMADO Y CRUEL GOBIERNO REPUBLICANO” no se de donde lo habrá sacado Vd., desligitimado por quien, por el ejercito, por Mola, Franco Sanjurjo etc etc. es evidente que Vd. no es demócrata y no le importa la opinión y el deseo del pueblo.
      Le recomiendo estudie un poco la historia, asesinatos los hubo, en Barcelona, el Gobernador Martinez Anido fue el organizador de las patrullas encargadas de eliminar a los lideres sindicales, a tal punto que escandalizó al gobierno y fue “sustituido”, los bandoleros de la Falange no se quedaron cortos, todo ello les sirvió de motivo y excusa para dar el golpe de estado, golpe, que como Vd. debe de saber debía de encabezar el “golpista” Sanjurjo, muerto en extraño accidente, Mola muerto en otro extraño accidente, esto permitió al mas sanguinario Franco el engañar a quienes solo pretendían hacer volver al Reí, y quedarse en el gobierno cerca de 40 años
      Mientras Europa y el mundo se rehacían de la segunda guerra mundial, la autarquia impuesta por Franco y sus secuaces, dejaba a España paralizada y lejos de poder competir con países de nuestro entorno. Solo un dato, en la Primera Guerra Mundial, los aviones aliados y los alemanes, llevaban preferentemente motores de la Hispano Suiza, ntro. nivel técnico nada tenia que envidiar a la de los países de ntro. entorno, todo se perdió y nunca se pudo recuperar, hoy España es mano de obra para la Union Europea

  5. Todo mentira, sólo he leído la primera parte…no vale la pena seguir, esto de la libertad de expresión deja a cualquiera decir le que le parece sin criterio ninguno!!

  6. Mi padre recuerda las descargas diarias que en la Pedraja fusilaban a decenas de republicadnos, gentes honradas y dignas por el delito de pensar distinto a los golpistas. Yo nací en Alcocero y llevo en mi DNI la decicación a Mola. ¡Qué vergüenza que se rinda homenje a los asesinos!
    Usted, Rubén no conoce la verdad ni la historia

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s