AUSCHWITZ, UN DESCENSO A LOS INFIERNOS – (Parte I)

El autobús avanza pesadamente por las carreteras polacas como si con su lento caminar no quisiera acercarse al destino que nos aguarda. 1

El bullicio típico de un grupo de turistas de vacaciones ha dejado paso a un ambiente más tenso que deja entrever los sentimientos que nos provoca nuestra próxima parada.

El guía que nos acompaña en nuestra aventura polaca ha creído que sería buena idea amenizarnos las dos horas de camino que tenemos por delante con la proyección de la película “El niño con el pijama de rayas”. La historia, no por conocida, menos terrible, hace un tratamiento tan sutil que nos transmite el horror no a través de las víctimas sino de los verdugos. Personalmente, no creo que sea la más adecuada para acudir a este lugar, porque entrar en el mayor de los “lager” del genocidio nazi, buscando a Bruno, el hijo del jefe del campo, es hacer de menos a los millones de niños, hombres y mujeres sin nombre que por allí pasaron, muchos de ellos sin que les diera tiempo siquiera a usar uno de aquellos pijamas de rayas.

Pero supongo que si alguien no es consciente de lo que va a ver, esta historia es una buena introducción antes de entrar en el infierno.

Sigue leyendo

MAUTHAUSEN, EL CAMPO DE LOS ESPAÑOLES

1De la inmensa red de campos de concentración que cubrieron Europa en los oscuros años de la pesadilla nazi, hay un nombre que sin duda está unido directamente a la triste historia de nuestro país.  Mauthausen, una gota de sangre española en el inmenso océano de horror que creó el sin sentido totalitario que se llevó por delante a millones de inocentes.

La gota de esos miles de republicanos españoles que allí murieron,  es suficiente para que, una vez pisado suelo austriaco, nos sintamos con la obligación de desplazarnos para visitar el lugar de su sufrimiento y, aunque sea por un momento, rescatarlos del olvido.

Sigue leyendo